Cómo vender unas elecciones

GonzaloILUEn algún un momento en el año tendremos que ir a votar. Llegarán las elecciones europeas, las más anticlimáticas de todas cuantas existen en España. En los próximos meses tendremos todo tipo de justificaciones para intentar dar valor a los comicios, no en vano son parte del juego político y los partidos tienen que vender el producto que no es sólo la opinión propia sino también el cuadro general, pues lo peor para los políticos, más que tener a gente en desacuerdo, es que nadie les preste atención.

Ya están, también los medios, haciendo de estas elecciones algo real, algo gordo, aunque difícilmente lo vayan a conseguir. No son pocos los que han olvidado ya los cabezas de lista de las últimas europeas (*), los que no tienen mucha idea de la utilidad de la cámara y los que desconfían de que la burocracia de Bruselas tenga relevancia real en la vida de la gente.

Este último será el primer punto a tratar, ya están en ello. Aseguran que Bruselas, o Estrasburgo (así de cómodo todo, partido en dos lugares), tienen más competencias que nunca, que no se puede vivir de espaldas a Europa y esas cosas. A este diagrama de argumentos sumamos uno nuevo, que es el rechazo al nacionalismo antieuropeo. Rajoy, en su última comparecencia pública (tampoco hay tantas, busquen y encontrarán), comentaba que es importante votar a partidos que crean en Europa. Hablaba para el electorado español y la siguiente pregunta tendría que haber sido cuáles son esos partidos que no creen en Europa. Porque sí, Hungría, Grecia, Reino Unido o Francia tienen bolsas de votantes muy descontentas con la UE y partidos que las representan, pero España es ese país en el que el referéndum por una constitución Europea pareció una votación a la búlgara.

Captura de pantalla 2014-01-07 a las 20.40.18

Europa, la solución, el problema y la irrelevancia.

Si alguno está pensando en votar a partidos antieuropeos tendrá que afinar el tiro, muy probablemente no los encontrará. Pero esa parece ser parte de la venta de los comicios, el muy justificable miedo a los xenófobos, en este caso representados por unos partidos que, en realidad, son un amalgama bastante complejo que va desde el nacionalismo británico (más idiosincrasia propia y excepcionalidad que otra cosa) a Amanecer Dorado en Grecia (nazismo en alta concentración). El País, el periódico de mayor difusión en España, lleva semanas machacando el asunto, aun a sabiendas de que no es posible que esos partidos consigan poder real, a lo sumo un aumento de escaños más significativo por motivos simbólicos que prácticos.

Pero es posible que con todo esto no consigan nada, sigan sin interesar a nadie las elecciones. Para eso llegará el siguiente estadio, ese momento en el que intentarán representar que las elecciones europeas son en realidad una macroencuesta de opinión en la que los partidos se juegan las habichuelas. Tampoco es cierto, es un trámite en el que algún dinosaurio pasará de un papel discreto en el partido, el gobierno o la oposición a un papel discreto en Estrasburgo con constantes vuelos a la sede del parlamento europeo. Pasarán los comicios y nadie se acordará. Dentro de cinco años volverá a ser lo mismo. Y esto a pesar de que estas elecciones, por motivos tangenciales, sí que están afectando la vida interna del país. Pero eso es otra película para otro artículo.

(*) A modo de juego, prueben, sin tirar de buscador, a recordar los cabezas de lista de los tres principales partidos españoles. Prueben también a discernir cuáles fueron las distintas coaliciones en aquellos comicios. 

 ¿Quieres saber más sobre GonzaloGonzaloILU

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s