Un país de ciegos

Captura de pantalla 2013-10-16 a las 23.55.05

Este país de ciegos rodeado de pantallas sigue sin ver la realidad nacional. Los sistemas audiovisuales no informan. No cuentan la realidad político-social del país. Los medios no sitúan al ciudadano en el tiempo en que vivimos, ni mucho menos en el país que nos ha tocado vivir. Sobre todo los medios audiovisuales. Son los que influyen. También los escritos, pero quien lee ya está informado. Influyen en el ciudadano de los barrios y pueblos. Como el mío. Sí, como el mío. ¡Ay, los pueblos! Son los que al final deciden. Sus habitantes, claro. Y estos se guían por lo que le cuentan los medios audiovisuales. Sobre todo los visuales.

Son tantos y tan graves los problemas del país que es incomprensible que los ciudadanos actúen como si no pasara nada. Seis millones de parados, y nada. La sanidad a punto de ser comercializada, y nada. La enseñanza bajo mínimos, y nada. Miles de estudiantes en casa sin becas y sin posibilidad de seguir estudiando… y nada. Hambre por las esquinas, y nada. Hombres como robles rebuscando en los contenedores  para alimentar a sus hijos, y nada. Enriquecimiento de la clase dirigente, y nada. Robo y usura de los financieros, y nada. Engaño a los ancianos por parte de las entidades financieras, y nada. Muerte en el tren de Alvia, y nada. Muerte en el metro de Valencia, y nada. Muerte de familias por no se sabe qué causa, o no la dicen, y nada. Políticos, hijos de, mujeres de, yernos de, tesoreros de, amigos de, amantes de, y no se cuantas cosas más, están siendo investigados o imputados por la justicia, todos presuntos eso sí, pero no hay nadie en la cárcel, y nada. Nada de nada.

O el pueblo llano, los de mi pueblo pongo por caso, no se entera o se les informa muy mal por la pequeña pantalla, que ya son grandes y muchas. Pero algo pasa porque no pasa nada. Y esto es lo más increíble. Nada. El ciudadano español o no tiene ya sangre en las venas, chupada por la ‘casta’ dirigente, o está hipnotizado. O ambas cosas a la vez.

Captura de pantalla 2013-12-20 a las 20.38.11

i.

No puede ser que no reaccione ante la venta de hospitales. Que no reacciones ante la prohibición de estudiar a los pobres. Que no reaccione ante la formación de un sistema judicial hecho para los ricos. Que no reaccione ante la perspectiva de una seguridad para ricos y otra para pobres al ascender a la seguridad privada al rango de acción policial. Que no reaccione a las futuras normas de coacción al ciudadano que se atreva a salir a la calle. Mucho menos si piensa manifestarse. Será masacrado hasta por mirar. Si da un grito reivindicativo, pobre de él.

No puede ser que aclame a los corruptos con sentencia de cárcel como al expresidente del Sevilla, Del Nido, como si fuese un héroe. No puede ser que aclamen a los imputados y presuntos ladrones de enormes cantidades de dinero como personajes a imitar. Que aclamen a políticos y banqueros que se han enriquecido con el dinero de todos como si fuesen líderes superiores al resto de los humanos. No se entiende la complacencia con los estafadores, corruptos, ladrones, etc., y se les mantenga en cargos de responsabilidad para que sigan aumentando su patrimonio. Hay cosas que no pueden ser. Y no pueden ser.

Bueno, pues el país nunca ha estado tan hundido en la miseria económica, humana y de libertad, y no levanta la voz. No pasa nada. O no se entera o no se le cuenta. O se cuenta muy mal. Este es un país de ciegos rodeado de pantallas.

¿Quieres saber más de EladioCaptura de pantalla 2013-10-16 a las 23.55.05

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s